01 Abr 2019

El PSOE traslada su compromiso en la lucha contra el plástico y con las personas con discapacidad en dos mociones que salen adelante

Otra iniciativa socialista, de apoyo a los trabajadores afectados por el cierre del hotel Tryp Indalo, se convierte en declaración institucional del pleno


El PSOE en el Ayuntamiento de Almería ha traslado en el pleno su compromiso en la lucha contra el problema en el que se ha convertido el plástico en la capital y con la mejora del medio ambiente, además de con la inclusión de las personas con discapacidad a través de dos mociones, que han salido adelante por unanimidad.

La concejala Amparo Ramírez ha sido la encargada de defender la iniciativa que pretende alcanzar la eliminación del plástico de usar y tirar tanto en el Ayuntamiento como en las actividades organizadas por el mismo, además de impulsar otra serie de actividades con implicación ciudadana vinculadas tanto a combatir este problema como a contribuir a paliar el cambio climático desde el ámbito local.

En concreto, después de poner de relieve la importancia de que se actúe por parte de la administración local y del conjunto de la ciudadanía con la intención también de minimizar la contaminación de nuestras playas y barrios y de mejorar la imagen turística de la ciudad, han sido cinco los acuerdos refrendados por el pleno.

El primero de ellos pasa por el diseño de una estrategia para la eliminación del plástico de usar y tirar en el Ayuntamiento de Almería, tanto en las dependencias municipales como en las actividades organizadas por parte de la administración. Esta actuación debe de contemplar, según ha detallado Ramírez, “la eliminación de consumo de agua embotellada; favorecer la reutilización de envases; minimizar la compra de material de oficina envuelto en plástico y tener en consideración la aplicación de cláusulas medioambientales en los contratos que la administración local mantiene con empresas, entre otros aspectos”.

El césped artificial y otras malas prácticas

A eso se suman “la puesta en marcha de una campaña para incentivar el uso de bolsas de tela entre los almerienses para sus compras, vinculada a la promoción turística de Almería -por ejemplo, con la Capitalidad Gastronómica-; promover un calendario de actividades de concienciación y colaborar dentro de actuaciones específicas de limpieza de residuos de plástico de la mano de asociaciones de vecinos en barrios, organizaciones no gubernamentales y otros sectores específicos, como los pescadores, que vienen haciéndolas de manera voluntaria” y la instalación tanto de fuentes públicas como de papeleras de reciclaje en parques y espacios de ocio.

Por último, implementar una línea específica de educación medioambiental dentro del programa educativo municipal es la quinta medida concreta para acabar con las formas de un Ayuntamiento, gobernado por el PP, “que lo está haciendo muy mal y no cree en el medio ambiente, en que hay que cuidarlo”. En ese sentido, Ramírez ha recordado al alcalde y los concejales que no han puesto en marcha el servicio de alquiler de bicis o los huertos urbanos y al que ha espetado, tras su voto a favor de la moción, “que no se puede poner césped de plástico en un parque, en los que se tienen que poner plantas autóctonas que sean viables”.

Inacción del PP a favor de discapacidad

Tampoco han encontrado las personas con discapacidad en el gobierno del PP el apoyo necesario para el desarrollo de su autonomía personal. Y es que, según ha detallado, prácticamente todo se ha quedado en el tintero de las cuatro mociones que los socialistas han llevado a lo largo de este mandato al pleno para contribuir “a hacer una Almería mejor” atendiendo a un colectivo que representa el 10% de la población.

Unas iniciativas a las que ha añadido las 34 medidas aportadas por el PSOE para la elaboración del II Plan Municipal de Discapacidad, que “ya tenemos que dar por perdido” después de que esté terminando el mandato y “el equipo de gobierno del PP, con el alcalde a la cabeza, no haya sabido o tenido interés en impulsar su redacción e implementación”. “Dejar estas cuestiones -en referencia a llevar a la práctica las medidas aprobadas en las mociones socialistas o el citado plan- en manos del Partido Popular es, por desgracia, casi sinónimo de inacción”, ha afirmado Pedro Díaz.

En el caso de la moción que ha sido aprobada por unanimidad en el último pleno, se incluyen cuatro medidas específicas dirigidas a “favorecer las relaciones entre la administración local y ciudadanos con necesidades especiales, así como también para garantizarles una movilidad adecuada por la ciudad y el desarrollo de una vida autónoma en el ámbito doméstico”.

En primer lugar, se instado a la creación de la figura del facilitador, una persona que acompañe y ayude a personas con discapacidad para la realización de trámites municipales. A eso se añade la necesidad de crear una línea de subvenciones para la adquisición de ayudas técnicas o de adaptaciones domóticas en sus viviendas. La elaboración de dos inventarios municipales, uno de aparcamientos reservados para personas con movilidad reducida y otro con las paradas de bus accesibles, completan un paquete de actuaciones que se completa con la ampliación progresiva de las plazas de aparcamientos destinadas al colectivo.

Con los trabajadores del Tryp Indalo

Cabe destacar que desde el Grupo Municipal Socialista también han elevado una moción, que finalmente se ha convertido en declaración institucional del plenario, en apoyo a los 47 trabajadores afectados por el cierre del hotel Tryp Indalo de la capital.

El texto incluye, además del apoyo a la plantilla en estos momentos difíciles, que se inste “a las empresas interesadas en buscar, junto a la representación de los trabajadores, soluciones no traumáticas y que tengan como principio el mantenimiento del empleo, tan castigado en nuestra provincia y, en especial, en nuestra ciudad”. Como último acuerdo se pide al Ayuntamiento “mediar en las decisiones administrativas oportunas para intentar mantener la actividad productiva actual del inmueble”.